BABY DRIVER: REFRESCANTE

Edward Wright dirige esta película. Baby (Ansel Ergort) es un chaval de 20 años obsesionado con la música que se gana la vida participando en atracos a bancos donde es el conductor.
Nos encontramos ante una original, humorística y refrescante película donde la música tiene un papel protagonista. La forma en que está realizada es muy atractiva por ese rol que se le da a la música que imprime de mucho ritmo a todo el metraje. Cómo enfrentarse a cada escena está muy meditado, las escenas de acción, sobre todo las persecuciones de coches, son espectaculares, pero también lo son otras como la que abre el film con Baby andando por la calle donde todo está coreografiado o las escenas de la pàreja de protagonistas. Visualmente está muy cuidada, con un look un poco publicitario.
El reparto está perfectamente elegido buscando cargar de personalidad a los personajes y que puedan ser inmediatamente decodificables. El protagonista tiene más enjundia de lo que parece a primera vista y evoluciona con la historia. Aparentemente un buen chico que se mete en un lío que le obliga a trabajar a las órdenes de Doc (Kevin Spacey) el cerebro que maquina los golpes. Ansel bien elegido con aspecto de chico angelical parece que no tiene nada que ver con los criminales a los que transporta. Además de su look, en su relación con el anciano con el que vive y con Rebeca (Lily James), la chica a la que quiere conquistar se le ve como un chico de buen fondo. Sin embargo el personaje va más allá y no tiene más remedio que "ensuciarse las manos" dada la actividad que desempeña y el tipo de personas con las que opera, ese aspecto da una cierta profundidad a la película que si no por la música y las escenas de acción buscando espectáculo podría parecer más insustancial. Las escenas del romance están tan bien resueltas como las persecuciones de coches, Ansel y Lily, hacen una buena pareja. Ella tiene mucho encanto y las escenas juntos tanto por los diálogos como por cómo se ruedan son muy bonitas, especialmente su primera salida juntos cuando van a la lavandería. El resto de personajes son buscadamente extremos, un poco caricaturescos para enfatizar el humor: Buddy (Jon Hamm), su novia Eiza Gonzalez, el demente y agresivo Bats (Jammie Foxx), Doc, en un papel que le va a Spacey como anillo al dedo.
Una película perfecta cuando se quiere ver una historia sin demasiado mensaje pero muy bien rodada y pasar un buen rato. (Valoración: 7 sobre 10).


Comentarios

  1. Respuestas
    1. LA MUSICA LE DA UN RITMO Y UNA PERSONALIDAD TREMENDA A LA PELICULA, SI

      Eliminar
  2. Edgar Wright con Baby Driver logra lo que posiblemente en un futuro se convierta en una película de culto.

    Ese estilo retro, los cassettes, vinilos, la musica que acompaña las secuencias de accion, incluso la histria de amor tan conocida por nosotros, terminan siendo cosas únicas que no hacen mas que subir de nivel la pelicula.

    Ver Baby Driver es aceptar subrise a un coche a toda velocidad, sin saber como o donde terminará todo, y es algo genial!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

CERDITA: ESTUPENDA ÓPERA PRIMA

BLONDE: ESPLÉNDIDA ANA DE ARMAS EN UN "NO BIOPIC"

ARGENTINA,1985: EMOCIONANTE Y RIGUROSA