"NOE"

Aronofsky una vez más suscita el interés y tiene una mirada sorprendente sobre el tema que toca, si bien la película en global resulta irregular. El realizador recrea la historia de Noe, arrancando en su niñez y sobre todo desarrollando el viaje interior y exterior del personaje desde que sabe que ha sido el elegido por el Creador para hacer renacer el Mundo de nuevo.
Pese a sus altibajos, la película tiene ciertas áreas interesantes. Por una parte, la invención de toda una historia con personajes y narrativa elaborada, a partir de algo que en la Biblia es tan sucinto. Aronofsky hace toda una elucubración de cómo se desarrolló todo hasta que el arca partió, y sobre todo una reflexión de cómo Noe se enfrentó a la misión recibida. Es una obsesión constante del realizador (muy lograda en "El cisne negro"), el transmitir los sentimientos del protagonista, y el peso que para Noe tiene la misión encomendada, no sólo por laboriosa y sacrificada sino también por ingrata, al no ser entendida a veces ni por su propia familia. El realizador se apoya en un sólido reparto, Russell Crowe y Jennifer Connelly, muy apropiados para los personajes y muy creíbles como pareja, y con Anthony Hopkins, como siempre, un espectáculo en si mismo.
En cuanto a los desaciertos, el último tercio de la película está mal enfocado. Desde el momento en el que zarpa el arca y para no restar interés ni perder tensión, Aronofsky crea una trama donde se excede en el drama, siendo solo salvado de caer en la pesadez por el magnetismo, empatía y respecto que Russell Crowe causa en la audiencia. La otra decepción viene de la falta de una estética de mayor calidad y personalidad, la falta de un tratamiento más innovador o al menos más fino. Son bonitos, aunque no especiales, los efectos del brote de vida a partir de la semilla del edén, está bien hecha la dramatización de la ciudad como compendio del lado más oscuro del hombre, y si está muy logrado el fragmento en el que se cuenta el Génesis.
Sin embargo, son especialmente desafortunados los  "gigantes de piedra", personajes que a nivel conceptual tienen interés: de ser luz como castigo pasan a ser piedra, pero resultan muy burdos a nivel ejecucional.
La mezcla del lenguaje de lo realista y lo sobrenatural para contar esos episodios del Antiguo Testamento es fallido. Hubiera sido más apropiada una estética similar a la de"El árbol de la vida" de Mallick , con esa luz y fotografía más orgánicas, más naturales, para ensalzar la esencia del mensaje de la historia: la oposición de la pureza de la naturaleza, los animales, la Tierra, versus la vileza, bajos instintos de la ciudad que condensa todo lo peor del hombre. Un tratamiento menos artificial donde se identificaran menos claramente los efectos especiales como efectos.
En cualquier caso, a día de hoy, el mensaje de este pasaje bíblico es totalmente pertinente: la falta de generosidad del hombre que inevitablemente lleva a la destrucción. Está claro que no hemos sido capaces de aprender nada en todo este tiempo.
(Valoración: 5.5 sobre 10).



Comentarios

  1. Y por si todo lo arriba comentado por la Sra. Danvers fuera foco, yo añadiría que la película conmueve en todos los frentes que aborda: te conmueve el protagonista y su evolución, te conmueve su amigo transexual, te conmueve la médico que tiene la manos atadas en un sistema machista que la trata como una simple herramienta del sistema y te conmueve la situación que el protagonista se encuentra al otro lado de la frontera, en México.

    ResponderEliminar
  2. Confundí el comentario, disculpad. El que le corresponde es este. El cine bíblico vuelve a las pantallas de la mano de un Hollywood falto de ideas frescas. Y no es tarea fácil enfrentarse a las historias bíblicas, que pueden dar mucho juego (ha habido grandes películas en el pasado) que pero necesitan de mucha sensibilidad para llevarlas al cine de manera magistral. Yo diría que esta versión de Noé es correcta, aunque sin el reparto que mencionas, esta película no se salvaría.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto, Russell Crowe es el que sostiene la pelicula y consigue que "el arca no naufrague" incluso en los momentos en que el argumento se deteriora.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

CERDITA: ESTUPENDA ÓPERA PRIMA

BLONDE: ESPLÉNDIDA ANA DE ARMAS EN UN "NO BIOPIC"

ARGENTINA,1985: EMOCIONANTE Y RIGUROSA