MODELO 77: TENSIÓN MANTENIDA

Alberto Rodríguez ("El hombre de las mil caras”, “Isla mínima”), dirige la película y escribe junto con Rafael Cobos el guion, inspirado en hechos reales. España 1976. Manuel (Miguel Herrán) entra en la cárcel de Barcelona acusado de haber desfalcado la empresa en la que trabajaba. Allí conocerá a Pino (Javier Gutiérrez), el Negro (Jesús Carroza), El Marbella (Fernando Tejero)....
La historia que narra Alberto Rodríguez es un drama carcelario, pero enmarcado en un momento político clave en la historia de España en la que crecen de forma insistente las protestas por conseguir un sistema penitenciario donde los presos recibieran un trato justo y sobre todo, donde los funcionarios no camparan por sus respetos y pudieran hacer todo tipo de barbaridades con total impunidad.
La historia es dura y dramática, tiene también mucha tensión y escenas donde mueve a muchas personas, una fortaleza indiscutible de este director. El guion juega bien la trama principal, alrededor de la evolución del personaje de Manuel. Vemos cómo va madurando y sabiendo moverse en un contexto tan sumamente hostil, viajando por momentos de confianza y otros de absoluta desesperanza. Pino, también tiene un arco interesante. Es el viejo del lugar, alguien muy práctico y escéptico, un personaje al que Manuel le influye en su forma de estar en el mundo.
Hay un buen casting y una muy buena dirección de actores. El protagonista, Miguel Herrán hace un estupendo trabajo, además de lo mucho que le quiere la cámara. También están muy bien el nutrido grupo de secundarios, con personalidades, actitudes vitales, y biografías muy variadas. Javier Gutiérrez, caracterizado pero sin excesos, Jesús Carroza en un bonito y entrañable personaje, Fernando Tejero sin sobreactuar, o Catalina Sopelana cuyas apariciones son los únicos momentos dulces de la película.
Una producción cuidada, donde el director durante las 2 horas largas de duración modula muy bien el nivel de dureza, de emoción y tensión.  (Valoración: 8 sobre 10).



Comentarios

Entradas populares de este blog

EL ACUSADO: EXCELENTE DRAMA JUDICIAL

EL CALLEJÓN DE LAS ALMAS PERDIDAS: PLACER CINÉFILO

EL FRANCOTIRADOR: DRAMA BÉLICO DENSO EN EXCESO