"LUNCHBOX"

"Lunchbox" con realización y guión del indio Ritesh Batra es una película costumbrista sobre las vidas sencillas de dos personas sencillas cuyo escenario es la siempre fotogénica India, en concreto la ciudad de Mumbai. La historia se centra en dos personajes, Saajan (Irrfan Ali Khan) un hombre metido en sí mismo, al borde de su prejubilación, pero fundamentalmente "jubilado de su propia vida" y una joven ama de casa con un marido ausente (Nimrat Kaur). Por un error en el sistema de transporte de comida estos dos desconocidos entran en contacto y una relación de confianza e intimidad se va construyendo entre ellos.
Este malentendido inicial es el hilo narrativo, un recurso quizás ya utilizado en otros films pero que funciona.  La belleza de la película es su capacidad de contar de forma sensible y delicada momentos de la vida cotidiana donde los personajes son conscientes de realidades que cambian sus vidas. Somos testigos del preciso momento en el que los personajes descubren verdades sobre sí mismos o sobre otros que tendrán un fuerte impacto en su vida. Es sobre todo notable lo bien construido que está el personaje de Saajan y su evolución. El actor Irrfan Ali Khan ("Slumdog Millionaire", "La vida de Pi") da vida y llena de realidad con sus gestos controlados a este hombre solitario que abdicó de disfrutar de la vida y tener un rol activo en ella. A partir de los mensajes de la mujer y de la relación que entabla a regañadientes con el joven que le sustituirá en su trabajo, recuperará le interés por estar en este mundo. También es muy reseñable la interpretación de la guapísima, dulce y serena Nimrat Kaur, capaz de decirlo todo con su rostro sin necesidad de apoyo en el texto.
Hay otros dos personajes secundarios que completan muy bien el ecosistema de la película. Uno menor, al que no llegamos a ver nunca pero que el realizador es capaz de retratar a la perfección sólo con sus pequeñas conversaciones con la joven ama de casa a través del patio. El segundo, el personaje del joven que sustituirá al protagonista (Nawazuddin Siddiqui), una persona entrañable y necesitada de cariño que en muchas ocasiones genera situaciones con un punto de humor. Es el personaje que más influye en sacar de su mundo interior a Irrfan Ali Khan. Curioso por cierto el recurso que utiliza el realizador para contar como Saajan sale de sus frecuentes ensimismamientos manteniendo el sonido de la escena anterior hasta que un personaje o suceso se cruzan.
Una película de introspección sobre varias historias de soledad, con textos muy poéticos y un envoltorio muy delicado y estético. Fotografía preciosa y muy meticulosa labor de ambientación y de vestuario que ayuda tremendamente a adentrarnos en los sentimientos y sensaciones que experimentan los personajes. Especialmente bonita es una reflexión sobre el momento en que el personaje de Saajan  toma conciencia de que ya no es joven. (Valoración: 7 sobre 10)



Comentarios

Entradas populares de este blog

EL ACUSADO: EXCELENTE DRAMA JUDICIAL

EL CALLEJÓN DE LAS ALMAS PERDIDAS: PLACER CINÉFILO

EL FRANCOTIRADOR: DRAMA BÉLICO DENSO EN EXCESO