ENTRE LA RAZON Y LA LOCURA: DESENFOCADA

Farhad Safinia guionista entre otras de "Apocalipto" hace su primera incursión como director de un largo con una historia sobre el primer editor del diccionario de Oxford. En 1879, la Sociedad Filológica encarga a James Murray (Mel Gibson) la titánica tarea de hacer un diccionario exhaustivo de la lengua inglesa. De cara a poder llevar a cabo una empresa de esa envergadura en un tiempo razonable, Murray pide voluntarios en todo el país. Uno de ellos será el médico William Chester Minor (Sean Penn), un hombre recluido en un centro penitenciario- psiquiátrico por haber matado a un hombre como resultado de un desorden mental agudo.
El guión presenta varios problemas. Para empezar no toma la decisión sobre cual es la historia que quiere contar: ¿el proyecto de Murray?¿la vida del doctor enfermo? ¿la amistad entre los dos? La conexión entre los dos hombres además, tarda en entrelazarse. Hay incluso una historia secundaria, la relación entre Penn y la viuda del hombre al que asesinó, (Natalie Dormer). Algo que quizás sucediera en la realidad, pero que parece más bien de novela rosa.
Lo mejor de la película está en las interpretaciones de Gibson y Penn y el cómo se forja la relación entre ambos. Se produce un admiración desde lo intelectual de Gibson a Penn por la erudición del segundo, y un sentimiento de gratitud recíproca entre ellos. El papel más complejo lo tiene Sean Penn, en la piel del médico enfermo mental. Un personaje que pasa de graves crisis con manía persecutoria, a fases de dolor y culpabilidad atroces al ser consciente de sus actos. Penn está en el punto exacto, sin sobre-actuar.
Interesante conocer el origen de la confección de un proyecto aparentemente inabarcable como el del diccionario de Oxford, y dar visibilidad a lo terrible de las enfermedades mentales, especialmente en unos tiempos en el que eran gestionadas con los tratamientos más crueles y sádicos imaginables. (Valoración: 5.5 sobre 10).





Comentarios

Entradas populares de este blog

CERDITA: ESTUPENDA ÓPERA PRIMA

BLONDE: ESPLÉNDIDA ANA DE ARMAS EN UN "NO BIOPIC"

ARGENTINA,1985: EMOCIONANTE Y RIGUROSA