UNA JOVEN PROMETEDORA: PUNTO DE VISTA NECESARIO

La directora Emerald Fennell conocida por dirigir la serie "Killing Eve", escribe el guion y dirige su primer largo. Cassie (Carey Mulligan), es una chica cuya vida quedó marcada a partir de un incidente que afectó gravemente a una amiga íntima. Desde ese momento su vida gira en torno a tomarse la justicia por su mano.
Mucho talento el de esta joven directora, Emerald Fennel, con una forma muy precisa de rodar, y escribiendo un guion imprevisible aunque un tanto retorcido. De hecho el último tirabuzón es forzado y lleva a un final muy poco creíble que baja la calidad globaldel film, aunque es posible que satisfaga a muchos espectadores.
En esta sorprendente historia la clave está en la definición del personaje protagonista, y la gran baza es Cary Mulligan ("Sufragistas", "El Gran Gatsby"), una actriz que suele ser muy sutil en su forma de actuar y a la que nunca habíamos visto en un personaje como este. Ella le da toda la intensidad y complejidad que requiere. Una chica a la que la amargura y el ansia de venganza le dan gasolina y temple, no teme absolutamente a nada ni nadie, siempre y cuando tenga enfrente a alguien sin conciencia ni escrúpulos. No tanto cuando su oponente se derrumba, entonces ella muestra su fragilidad. Un chica que ha perdido el rumbo y no quiere encontrar uno nuevo. Mulligan está fantástica. Hay que destacar el trabajo de estilismo que ayuda mucho a definir el personaje. Cassei está llena de energía negativa, es un personaje oscuro, casi negro, pero paradójicamente su ropa está llena de alegres y coloristas estampados, tejidos suaves, una ropa que le da un inesperado, pero premeditado punto infantil. Es una forma de transmitir que la desgracia que ocurrió a su amiga la hizo quedarse en esa página, en los años de adolescencia en los que ambas eran felices. Precioso el personaje del padre de Cassei, al que Clancy Brown llena de humanidad desde la profunda tristeza al ver la imposibilidad de su hija de ser feliz.
A nivel formal todo está muy estudiado. La música juega un papel interesante rompiendo con el esquema de apoyar la imagen, utilizando temas conocidos versionados. La estética por sus colores y encuadres consigue planos muy especiales, como el del beso de la protagonista con un antiguo compañero de facultad.
Una historia que con sus defectos, atrapa desde su inicio con una premonitoria sucesión de planos cortos de braguetas de hombres venidos arriba por el efecto grupo y los excesos del alcohol, hasta el final que aunque rocambolesco, se perdona por la empatía que consigue Carey Mulligan en su misión de ángel exterminador. Junto con el trabajo de Mulligan hay que destacar que trata en profundidad un tema que por desgracia llena con frecuencia las páginas de los medios y sobre el que aún la percepción de la sociedad en general es muy machista. (Valoración: 6 sobre 10) 



Comentarios

Entradas populares de este blog

CERDITA: ESTUPENDA ÓPERA PRIMA

BLONDE: ESPLÉNDIDA ANA DE ARMAS EN UN "NO BIOPIC"

ARGENTINA,1985: EMOCIONANTE Y RIGUROSA