POBRES CRIATURAS: DESCOMUNAL EMMA STONE

El director griego Yorgos Lanthimos ("La favorita", "Langosta"), dirige esta película basada en la novela de Alastair Gray. El doctor Godwin Baxter (Willem Dafoe) es un brillante y heterodoxo científico y cirujano que en sus experimentaciones consigue revivir a Bella (Emma Stone). Bella conoce a Duncan Wedderburn (Mark Ruffalo), un abogado sin escrúpulos, con el que se fuga para viajar por el mundo. 
Lanthimos ha ido transformando su cine desde sus inicios. En sus primeras películas ("Canino", "El sacrificio de un ciervo sagrado"), siempre con guiones distópicos, imprimía en la forma de contar las historias una "extrañeza", un algo que junto con lo surrealista de la propia historia creaban mucho desconcierto, también sensaciones turbadoras, a veces desagradables. Desde "La favorita", va más hacia un barroquismo en el lenguaje, mucho uso, y abuso, del gran angular, y más presencia del humor. Ha perdido parte de su esencia, aunque sigue eligiendo historias provocadoras. El planteamiento de esta historia es atractivo e intelectualmente interesante, pero el relato es largo, apabullante, pasan demasiadas cosas. Cuenta con excelentes actores, Dafoe exqusito, Ruffalo con una actuación tipo comic para hacer el personaje aceptable, y una Emma Stone descomunal. Un papel de mucha exigencia a nivel actoral, donde dar con la forma de moverse, de expresarse con la totalidad de su cuerpo es un reto y ella lo pasa cum laude. Increíble la escena del baile. Sus gigantes ojos, su aspecto similar a una muñeca, son perfectos para este personaje único, inocente, que evoluciona, sumamente atractivo que nos sorprende cada vez que habla. Oscar asegurado. 
La película o se odia o se ama, es una locura, un delirio, extenuante, pero tiene elementos incontestables: Emma Stone y una factura de producción fastuosa (foto, decorados, vestuarios..,) . (Valoración: 6 sobre 10). 



Comentarios

Entradas populares de este blog

EL ACUSADO: EXCELENTE DRAMA JUDICIAL

EL CALLEJON DE LAS ALMAS PERDIDAS: PLACER CINEFILO

EL FRANCOTIRADOR: DRAMA BÉLICO DENSO EN EXCESO